Seguidores

lunes, 28 de marzo de 2011

LA MAR ENMUDECE

El viernes 25 salimos de pesca Txema y yo, la previsiones decían que la mar se había quedado muda, mal panorama para tentar al sargo. En esta ocasión nos dio por llevar macizo de anchoa. Haber si de esta manera.........

Sobre las diez de la noche estamos en el pedrero elegido, el panorama era desolador, "estaba como un plato!!, no sabíamos si sentarnos en la orilla con los pies en el agua y ponernos de cháchara o incluso pegarnos un baño en pleno mar abierto, la noche estaba todavía un poco fresca, con lo cual no nos quedaba otra que largarnos o meter la boya en el plato??¿¿!!¡¡$$%%((""...........

Corcho al agua, hallí donde cayó se quedo, parecía que estaba encima de una roca.
Comenzamos pescando bien cerca de la roca tras unas paladas de macizo y a los pocos segundos Txema saca la primera "ya libra el bolo".
Después de cambiar unas cuantas veces de puesta....ni rastro de los espáridos.
Yo por mi parte decido olvidarme del macizo que no se me da nada bien, y empiezo a lanzar el corcho por toda mi zona de acción, consigo la primera picada en un lanzamiento largo de unos 50 metros a mar abierto...."ya libro el bolo"
Vuelvo a encarnar y pongo el corcho en la misma zona, el corcho se hunde....jejejeje ya tengo otra.
Le doy un grito a Txema, enseguida veo su linterna, se le había caído la caja de utensilios....perlitas, plomitos, anzuelos....todo esparcido por las gritas "menuda movida".
Después de un rato probando en este único sitio que picaban y a una profundidad de entre 5 o 6 metros, esto fue lo que conseguimos poner en seco.


Un grupito de sargos de la misma quinta unos 500 gramos.

Una vez escamadas, para el coche con los dos cubos de macizo practicamente intactos.

Cuida del entorno y buena pesca.

jueves, 24 de marzo de 2011

"PICADÓN, PICADÓN"

DOMINGO DÍA 20

El domingo las condiciones eran favorables para poder pescar en alguna zona expuesta de Jaizkibel.
Nos dirigimos al pedrero elegido Gerardo y yo, llegamos un poco antes de oscurecer.

  
Gerardo encaramado en el "campamento base" de la puesta más expuesta.
Las picadas eran un poco defectuosas "siguen comiendo mal", pero ya algunas vienen bien tragadas.


La primera en poder poner en seco

Conseguimos sacar estas ocho, a partes iguales siendo las de Gerardo las de mayor tamaño y el que tuvo las dos grandes picadas de la noche, con dos buenos perrones que no consiguió poner en seco.
También tuvimos la picada de una aguja nocturna (por primera vez) ¿sera por la gran luna llena?, nos hizo pasar un buen rato, salio disparado el corcho por los aires, de noche y con el luminoso en el corcho estas picadas son un espectáculo pirotécnico, ooooohhhhhhhh!!!!!.

Esto fue lo conseguido, el más grande sobre el 1,400 kg.


LUNES  DÍA 21

El lunes vuelta a la carga, a la misma zona y con la intención de movernos mucho por el pedrero, nos dio la sensación de que andaban muy dispersos y además cuando sacamos uno el revuelo es importante, se tarda mucho en tener otra picada, "esa será nuestra táctica de hoy"

Una de las puestas

0tra
Los sargos hicieron también acto de presencia y fuimos sacando uno por aquí y otro por halla, en esta ocasión con mucha violencia en las picadas, empiezan a estar con ganas.
Gerardo empezó la fiesta nada más llegar, en poco tiempo tenia tres, todas sobre los 800 gr.
Teníamos la sensación de que es de esos días que la puedes liar, a Gerardo se le dio mejor, con 6 capturas, yo con dos, una de ellas dio el mayor peso de la noche sobre 1,300 kg, tuve dos picadas dignas de mención de las que tiran la caña para abajo y te obligan a dar unos pasos hacia adelante, disfrutando unos segundos de ellas hasta que consiguieron zafarse del anzuelo.


 Otra noche entretenida llena de picadas, estas conseguimos poner en seco



MARTES DÍA 22

Esta vez Gerardo se asusto por la pequeña tormenta que cayó por la tarde y se rajó. El tiempo no daba lluvia, todas las predicciones decían que seria una magnifica noche, con lo cual después de pensármelo unos segundos........me voy solo.
Tuve que bajar al pedrero con el chubasquero puesto, pero enseguida se quedo una noche estupenda, el golpe va a menos cada día.
 
 
Estas kileras fueron puestas en seco

Fue el día que peor picaron, las envestidas eran buenas, alguna de escándalo, pero no conseguía clavarlas.
Sin la compañía de Gerardo el tiempo se hace mucho más largo, y estuve menos tiempo 
 


MIÉRCOLES DÍA 23

Otra vez al ataque el tándem Gerardo, Juanjo, como ya os podéis imaginar, al oscurecer estábamos en el pedrero...jajajajaj.
 
 
Como era de esperar la mar se encuentra prácticamente plato, algunas traídas venían pero tuvimos que descartar algunas de las puestas de días anteriores.
 
Me traje la caña de spinning para probar en la penumbra, realizo el primer lance cuando ya veo a Gerardo peleando con su primera pieza, por la curvatura de la caña ¡¡es una buena pieza!!. Me desplazo recorriendo una buena parte del roquedo, vinilo por aquí, rapala por allá, pero ¡¡nada de nada!!, ya esta muy oscuro y la luna esta oculta tras la montaña, decido desistir.
 
Me acerco donde Gerardo, como digo en una de las pocas zonas donde se ponía bonito ¡¡lleva tres!! de 800 gr.
Según bajaba la marea y a causa del escaso golpe, nos podíamos ir adentrando entre las puntas rocosas y poner el corcho allí donde deseábamos
 


Como consecuencia de ello empezaba a salir algún morlaco

Poco a poco íbamos haciendo montón
Esta noche comían mejor la gamba y venían tragadas, otra noche espectacular de grandes combates y picadas de escándalo. la noche prometía!!!!


Estos dos fueron los más grandes de la noche y muy diferentes entre si, el de mi derecha negraco y gordo, "como una bola" con el cuerpo igual de largo que de ancho parecía prehistórico, me pego una única embestida, luego vino como un peso muerto, se le veía viejete para pelear.
El de mi izquierda ya tenia un cuerpo bien estilizado y diría que de verdadero atleta, un digno adversario, me proporciono una lucha sin cartel, uno de los momentos más grande de pesca que he tenido, tarde mucho en sacarlo y un amago de enroque en el que lo daba ya por perdido, calculo que me dio sobre 9 envestidas todas de escandalo, lo conseguí dirigir hacia el único hueco donde podía levantarlo con la ola, con la tercera ola conseguí ponerlo en seco..."ya es mio"


Esto fue lo conseguido,en una noche para el recuerdo


Como se puede obserbar por la tapa, los cubos no sirvieron para el transporte


Este digno adversario bien se merecía otra foto, 44 cm de muxarra y un peso aproximado de 2,200 kg.

El único cebo utilizado, Gamba, comienzo de la pesca con pleamar y hasta la bajamar.

Para mañana las previsiones son de fuertes rachas de viento de hasta 100 km por hora, con lo cual en casita.


Cuida del entorno y buena pesca.


martes, 22 de marzo de 2011

12 de Marzo del 2011



Buenas, aki os dejo la foto de lo que conseguimos sacar Juanjo y yo el 12 de Marzo por la noche en en roquedo cercano de Donosti.

Saludos y buena pesca.

martes, 8 de marzo de 2011

Spinning - Huuuuyyyyyy....casi, casi......(Vamos prosperando)

Después de mi primera salida a spinning (cuya aventura relate en este blog), he realizado unas cuantas más que me han servido para ir cogiendo practica, un par de ellas nocturnas en playa de arena y otras en roquedos. Le voy cogiendo el truco y me siento cómodo con la caña, puedo decir que ya somos un mismo ser...jajajaja
Ojeando algunos blog por la red llego a la conclusión de que las lobas están de ligoteo, más preocupadas de echar un casquete que de atacar a un señuelo por lo que sacar alguna parece difícil.
Ayer lunes me acerque a media tarde a probar a un roquedo y por unos momentos tuve una lubina clavada.......en mi mente...jajajaj

Fue justo en la penumbra, y ataco al señuelo al primer giro de carrete, ¡traía algo y era pescado!, no me lo podía creer ¡mi primera lubina con un señuelo artificial!, tras un primer tirón, mi cuerpo se puso en tensión, no sabia a lo que me enfrentaba, en unos segundos me doy cuenta que ese segundo gran tirón no llega y que es pequeña, aunque algo de linea soltó no hubo lucha, venia a ras de agua y chapoteaba bastante, le echaba un kilo pero me estrañaba que viniera tan facilmente, en cuanto la saque del agua vi que se trataba de una aguja. Tras la pequeña decepción la devuelvo al medio marino, estoy con la sensación de que voy prosperando y en cualquier momento obtendré mi primera captura.
Cuida del entorno y buena pesca.

BOYA PASAIA - ESTACION OCEANOMETEOROLOGICA